QUÉ SIGNIFICA ESTAR EN REBELDÍA.

 

Hoy vamos a explicar qué significa estar en rebeldía en un procedimiento civil. ¿QUIÉN ES REBELDE?  Es declarado rebelde quien ha sido demandado en un procedimiento y no comparece en el plazo indicado en el proceso. Puede ser a la hora de contestar a la demanda, a la hora de comparecer en el juicio, o durante cualquier fase del procedimiento. No supone más que eso,  declarar su incomparecencia al proceso, por voluntad propia.

en-rebeldia-3

¿UN REBELDE SERÁ ENTONCES CONDENADO? en el caso de que no, ¿POR QUÉ NO MERECE LA PENA SER REBELDE? Haber sido declarado rebelde no quiere decir que uno vaya a ser ya juzgado y condenado automáticamente, dado que el Juez tiene que considerar acreditado lo que reclama la otra parte y resolver y juzgar. Pero obviamente, estando en rebeldía pierde ese demandado una oportunidad grande de defenderse, dado que nadie defenderá mejor sus intereses que uno mismo.

EFECTOS DE LA DECLARACIÓN DE REBELDÍA. Estar en rebeldía no supone ni reconocer tácitamente los hechos, ni tampoco oponerse a los mismos. Y el juez sólo contará con la versión de la actora (y con su sana crítica) para resolver sobre el asunto.  Por otro lado, ya el Juzgado no tiene el deber de notificarle ninguna resolución a excepción de la Sentencia. Un demandado rebelde que ha sido condenado en sentencia no puede recurrir los hechos que fueron asentados en esa instancia, habiendo tenido oportunidad de hacerlo en su momento oportuno, lo único es que se haya cometido alguna infracción de  derecho o saltado algún protocolo procesal que le deje claramente en indefensión.

¿CUÁNDO PUEDE SER DECLARADO UN DEMANDADO REBELDE? La primera es cuando el demandado, aún habiendo recibido fehacientemente la demanda o teniendo conocimiento del proceso, no comparece en plazo. La otra alternativa es que no sea posible su localización. Pero si a la hora del emplazamiento (entregar la demanda) no se encuentra al demandado de primeras, no se puede pedir su declaración de rebeldía. Deben agotarse todas las vías de averiguación de su paradero para no causarle indefensión.  Se puede hacer a través del Juzgado que tiene forma de hallar distintas direcciones de empresas y personas (con Administraciones colaboradoras como la Policía, Hacienda, Registros, Catastro) y si no ha sido posible (al menos varios intentos) finalmente se puede publicar su emplazamiento (que ha sido demandado) en Boletines oficiales o edictos.

Si tiene alguna duda contáctenos www.moyamarinabogados.es